lunes, 19 de marzo de 2012

TEMO VOLVER


Recuerdos de la infancia.-  De Selva

Temo volver,
sobre los pasos que solía,
recorrer los caminos juveniles
donde la risa era compañera.

 Temo mirar,
las puertas entreabiertas
al silencio y la nostalgia,

Temo volver,
para no darme de bruces
con aquél niño que jugaba a la esperanza,
para no escuchar la cenicienta voz
con la que se amasan los recuerdos.

Me canso de estos pasos,
con doloroso sabor a destierro.

Me desconozco en los saludos
de paisanos y de pájaros
y son otras las canciones
que adornan las ventanas.

 Un ronco sonido de risas olvidadas
trepan por el alma
como yedras de duelo
y temo encontrarme
al torcer la bocacalle,
con la terrible certeza
del silencio y las ausencias.



6 comentarios:

  1. Si te encontrases con ellas diles que tienes tu cabeza llena de mariposas y amaneceres, se irán por donde vinieron.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  2. Hola mi querdo Juan, muy bella tu publicación, cargada de nostalgia y "miedos". Yo acompaño tus letras y acompaño ese viaje a mirar atrás y te diré que tambiém temo...temo al silencio y las ausencias.
    Un placer leerte, como siempre, abrazos montones!

    ResponderEliminar
  3. Todos tememos, pero aún con nuestros temores seguimos, y cuanto más vivimos más tememos, lo sabes tu y lo se yo, y lo peor es que yo no recuerdo haber vivido nunca sin temores...agobían...

    ResponderEliminar
  4. Me da a mí, que un poeta de mundo que sabe de destierros, sabe del trasiego de antiguos trenes, que parecían marchar al infinito, de personas que como única pertenencia tenían una maleta que se deshacía de vieja ,no amigo Juan tus temores están vencidos de antemano y ellos lo saben ,el saber convivir con ellos es nuestra gran victoria.

    Un abrazo Jota, que bien escribes, no me canso de decírtelo, algunos pensaran que me tienes a salario fijo y no saben que mi mejor paga es tu saludo amigo mio .

    ResponderEliminar
  5. Siempre tememos al silencio y a las ausencias, esas que entonces no estaban cuando aquel niño habitaba en nosotros.

    Que bien has sabido plasmar en este poema ese recorrido, un beso grande Juan

    ResponderEliminar
  6. Sensible y tierno poema, apreciado Juan.

    Cuantas veces el miedo a la soledad nos embarga, sentir que muchas cosas se nos escapa de las manos.
    veces trato de imaginarme que sería de mi vida, sin los ejes principales que la conforman, pero prefiero no pensar, solo dejar que el tiempo se encargue de todo y aferrarme únicamente a mi presente.

    Un cálido abrazo alado y lindo fin de semana!!!

    ResponderEliminar